Nuestra flora intestinal

ESTUDIO | Flora intestinal

Ese microbio no es mío

  • Los mamíferos llevamos siglos coevolucionando con nuestra flora intestinal
  • Estas bacterias son ‘personales e intransferibles’, según un estudio
  • Si se cambian por las de otro animal, el sistema inmune no funciona bien

 

‘Escherichia coli’, una bacteria que se encuentra normalmente en el tracto intestinal. | CDC

Cristina de Martos | Madrid….  viernes 29/06/2012

Cada mamífero tiene en su tracto gastrointestinal miles de millones de microorganismos que son específicos de su especie. Y estas bacterias no están ahí para nada. Tras miles de años de evolución conjunta, estos ‘bichos’ se han hecho con un hueco en la vida y la fisiología de los animales y de ellos depende, según una investigación, el buen funcionamiento del sistema inmune.

La semana pasada las revistas ‘Nature’ y ‘PLoS’ hacían público el mapa genético de los microorganismos que viven en nuestro cuerpo: el microbioma. Ocho millones de genes, 350 veces más que las personas, que tenemos alrededor de 23.000. Muchas de estas bacterias viven en el tracto intestinal donde parecen desempeñar una importante tarea.

“Por cada célula de tu cuerpo que eres tú, que contiene tu información genética específica, hay aproximadamente nueve células bacterianas extrañas, principalmente en el tracto digestivo y hasta en la piel”, explica Dennis Kasper, catedrático de Microbiología e Inmunología en la Facultad de Medicina de Harvard (EEUU) y autor principal del estudio. “Desde el punto de vista del conteo celular, cada ser humano es un 90% microbiano. Ahora, hemos averiguado que estas bacterias, que necesitamos para tener una buena salud, son específicas de cada especie”.

En sus investigaciones, Kasper y sus colegas trabajaron con ratones a los que se les había eliminado la flora intestinal. A algunos de ellos les colonizaron el tracto digestivo con bacterias que son típicas de los roedores y a otros, con microorganismos humanos. Y después de dejarlos crecer un tiempo, analizaron su tejido intestinal y los nodos linfáticos de esa zona del cuerpo.

Divorcio evolutivo

Lo que observaron fue que “la microbiota es crítica para la maduración de la inmunidad intestinal”, según cuentan en las páginas de ‘Cell‘, pero que no vale con cualquier microorganismo. Los ratones cuya flora se había creado a partir de bacterias humanas tenían unas defensas débiles, con pocas células inmunes, como si no tuvieran microorganismos en el tracto digestivo.

“A pesar de la abundante y compleja comunidad de bacterias que había en los ratones con flora humana, parecía que los animales no habían reconocido a estos microorganismos”, señala Hachung Chung, estudiante de postdoctorado en el laboratorio de Kasper. La idea de que la microbiota es específica de cada especie animal se confirmó cuando en un tercer grupo de ratones a los que se les había inoculado la flora típica de las ratas, Chung observó la misma debilidad inmune.

Esto indica, continúa el estudio, “que sólo ciertos comensales específicos de cada huésped hacen que surja un sistema inmune intestinal maduro”. Y esta parte de nuestras defensas no sólo actúa en el tracto digestivo, también es responsable de las respuestas inmunes fuera de él, lo que ha llevado a los autores a pensar que “la ausencia de los microbios ‘correctos'” podría estar detrás o favorecer la aparición de enfermedades.

“Más aún” -añaden-, “debido a que los avances en medicina y tecnología nos proporcionan formas alternativas para combatir la enfermedad, los humanos se podrían estar volviendo menos dependientes de la microbiota intestinal con la que hemos coevolucionado para estar sanos y sobrevivir”.

Tras miles de años de convivencia, advierten los investigadores, los humanos podríamos pagar caro este ‘divorcio evolutivo’ ya que, por ejemplo, “podría explicar, al menos en parte, el aumento en los últimos tiempos de las enfermedades autoinmunes”.

….oOo….

~ por albherto en junio 29, 2012.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: